bioindustria argentina

PROVINCIAS RECHAZAN NUEVA LEY DE BIOCOMBUSTIBLES E INSISTEN EN PRORROGAR EL RÉGIMEN VIGENTE

bioindustria argentina ley de biocombustibles

#Biodiesel #Biocombustibles #Bioetanol #LeydeBiocombustibles #Argentina

Córdoba y Santa Fe enviaron pedidos a la Casa Rosada para que el Congreso trate extensión de normativa actual. Tucumán, en tanto, cuestionó proyecto preliminar que elaboró Nación.

NOA. En la reunión del Norte Grande de enero en Chilecito, gobernadores plantearon extensión al Presidente.

Las provincias productoras de biocombustibles renuevan los pedidos a Nación para prorrogar la ley que regula el sector. Y ahora, además, se suman desde distritos gobernados por el peronismo como Córdoba, Santa Fe y Tucumán cuestionamientos a Sergio Massa por sus dichos el viernes ante la Unión Industrial Argentina (UIA), donde mencionó la posibilidad de elaborar una nueva ley.

El régimen actual fue creado en 2006 y caduca en mayo. Los cortes que estipula sobre los combustibles son de 10% para el biodiésel y 12% para el bioetanol. Por eso, las provincias venían reclamando la continuidad de una iniciativa para fortalecer una actividad que involucra a diez distritos y más de cincuenta plantas productoras. El primer revés fue cuando el proyecto (ya aprobado por el Senado de forma unánime) no ingresó en el temario de sesiones extraordinarias para su sanción final en Diputados, pese a que lo había prometido el propio Massa sobre el cierre de 2020.

El régimen de promoción de biocombustibles que se estableció en 2006 mediante la ley 26.093, que tras 15 años de vigencia caduca en mayo próximo.

Ahora, tanto en el NOA que elabora alcohol de caña de azúcar como en el centro del país donde producen el biodiésel a través de soja y maíz, encienden alarmas por las declaraciones del titular de la Cámara baja. Entienden que se avanza en una nueva ley sin consenso de los gobernadores, en una cuestión donde pesa el loby del sector petrolero, ya que los porcentajes asignados a los cortes son márgenes que deja en el camino esa industria.

El viernes, en un Zoom con empresarios de la UIA, Massa admitió que “el tema está cruzado por intereses de distintas regiones”. “Las provincias patagónicas defienden a la industria petroleras, las del norte a la azucarera y las del centro a la soja y el maíz”, señaló el líder del Frente Renovador. De todos modos, le prometió a un empresario: “Argentina necesita seguir promoviendo normas medioambientales. Eventualmente, habrá una prórroga para no generar incertidumbre y se iniciará la discusión de una nueva ley”.

La respuesta fue inmediata, el gobierno cordobés de Juan Schiaretti y el santafesino de Omar Perotti pidieron el fin de semana a la Casa Rosada la prórroga del régimen actual, y ministros salieron a declarar incluso a través de sus redes sociales. En Santa Fe, que envío una solicitada, el presidente de la empresa estatal Enerfe, Juan D´angelosante, manifestó que “no prorrogar la Ley de biocombustibles sería un grave error, porque es muy difícil reemplazar la política medioambiental que tiene el país con estos biocombustibles. Además, esta agroindustria representa más de 6 mil puestos de trabajo de manera directa”. También defendió esa postura Roberto Sukerman, ministro de Gobierno, Justicia, Derechos Humanos y Diversidad. Desde Córdoba, en tanto, lanzaron un comunicado oficial, y luego se sumaron los ministros de Agricultura y Ganadería, Sergio Busso, y de Servicios Públicos, Fabián López. Ambos se oponen a una nueva ley.

Concentración

En Tucumán, en el gobierno de Juan Manzur advierten cierta campaña de desprestigio , y ponen el ojo en una cuestión: la posibilidad de que las petroleras ingresen a la producción de biocombustibles podría crear una concentración en la cadena que además de distorsionar el espíritu de una ley que busca descarbonizar la matriz energética, podría paralizar a las plantas instauradas desde 2006.

Se basan en un proyecto elaborado por el Ministerio de Desarrollo Productivo de Matías Kulfas, y también en las propias palabras de Massa del viernes, quien dijo: “Pesa el precio de los commodities de maíz y soja, que pone valor dólar adicional en el surtidor de nafta. Pesa el azúcar, que empieza a ser un insumo menos consumido. Y también pesa la imposibilidad de un corte que no cumpla con las normas de calidad exigida”.

Un trabajo de la cartera productiva tucumana cuestiona varios aspectos de un proyecto preliminar que circuló entre las provincias. “Elimina las preferencias y protecciones de las economías regionales, PyMES y plantas no integradas; habilita a las petroleras para ser productoras de Bios; el actual régimen las excluye porque quien mezcla y distribuye no produce, y viceversa”, dice el texto al que accedió Ámbito. Luego, agrega sobre el proyecto surgido del área de Kulfas: “El mercado es de libre oferta y demanda de volúmenes (no hay asignación de cupos como en la actual), con lo que las petroleras estarán integradas verticalmente, para autoabastecerse, y dejarán sin mercado a las plantas independientes que actualmente abastecen. Así, el objetivo declarado de ‘aumentar la competencia’, sólo será para las productoras de Bios, ya que se refiere a la oferta, pero no a la demanda”.

Por Ariel Basile

FUENTE: AMBITO

Comentar esta noticia

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Noticias más leídas

To Top
21 Compartir
Twittear
Compartir
Pin
Compartir21