biocombustibles

El Gobierno envió una queja formal a España por su decisión de cerrar ese mercado al biodiésel argentino

biodiesel-argentinaDura queja del Gobierno a España por cerrar el mercado al biodiésel argentino

La protesta fue realizada por el canciller Héctor Timerman mediante una nota enviada a su homólogo español.

El Gobierno envió una queja formal a España por su decisión de cerrar ese mercado al biodiésel argentino y calificó la medida de “discriminatoria”, fundamentada en una “política ilegítima y proteccionista”, a la vez que adelantó que elevará un reclamo ante organismos internacionales.

La protesta fue realizada por el canciller Héctor Timerman mediante una nota enviada a su homólogo español, José Manuel García-Margallo y Marfil.

El 6 de noviembre último el Ministerio español emitió un listado definitivo de las plantas de biodiésel que podrán comercializar en ese país hasta un máximo de 5,5 millones de toneladas anuales, en la que no aparece ninguna “extra europea”.

La medida provocó una fuerte protesta por parte de la Cámara Argentina de Biocombustibles (CARBIO), que también calificó la decisión como “arbitraria y discriminatoria”.

En la misiva, Timerman expresa la “gran preocupación” del Gobierno por la decisión española de excluir a todas las empresas argentinas del lista de posibles compañías exportadores del biocarburante.

Agrega que en la resolución 1.614 del Gobierno español “llamativamente” se asigna “una cantidad de producción efectiva sólo a plantas ubicadas en la Unión Europea y desestima todas las presentaciones realizadas por empresas extracomunitarias”.

“El Gobierno argentino desea expresar firmemente su preocupación bajo el entendmiento de que dicha norma, de evidente corte discrimintorio, tiene por objetivo resguardar la industria europea del biodiésel de la competencia con los productores argentinos, quienes elaboran este biocombustible de manera sumamente eficiente, gracias a la estructura productiva del sector y a las importantes inversiones realizadas en los últimos años”, afirma.

En otro párrafo, asegura: “La Argentina entiende que la exclusión de sus productores del mercado español del biodiesel constituye la continuación de una política ilegítima y proteccionista que comenzara con la orden ministerial IET/822/2012”.

“Ambas disposiciones -de forma más explicita o solapada- revelan la decisión de discriminar, tras medidas de supuesto caracter técnico a los productores extracomunitarios del mercado en cuestión”, denuncia Timerman.

Asimismo, puntualiza que las restricciones provocaron una caída del 70% en las ventas de biodiésel nacional a ese mercado.

Al respecto, advierte que esta política comprometió el empleo de más de 2.000 personas y adelanta que la Argentina “llevará adelante medidas en el ámbito del sistema multilateral de comercio que permitan preservar los derechos de las empresas argentinas productoras de biodiesel“.

España -principal mercado de biodiesel en Europa- importaba desde la Argentina biodiésel de soja por un valor superior a los 800 millones de dólares anuales, antes de la estatización de YPF que estaba en manos de la española Repsol.

La resolución del Gobierno de España se suma a la suba de aranceles acordada por la Unión Europea contra el biodiésel argentino.

Los productores nacionales pagan, para entrar en Europa, hasta un nivel de entre 22% y 26% de aranceles.AMBITO FINANCIERO.

Comentar esta noticia

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Noticias más leídas

To Top
Compartido