biocombustibles

Biocetano, nuevo biocombustible libre de azúfre y compuestos aromáticos logrado en Colombia

biocetano-ecopetrol-icp-colEl BioCetano,  un aliado del diésel que mejorará la calidad del aire y disminuirá la contaminación.Este nuevo producto entraría al mercado en dos años, una vez que exista la disponibilidad suficiente de materia prima para su producción.

Luego de intensas investigaciones en los laboratorios y plantas piloto, el Instituto Colombiano del Petróleo (ICP) logró sacar un nuevo biocombustible, con el cual se va a mejorar la calidad del diésel o acpm que se vende en el país.

Se llama BioCetano y al no tener azufre ni compuestos aromáticos (dos elementos altamente contaminantes para el ecosistema) permite, al ser mezclado con el acpm, reducir el contenido de estos dos químicos presentes en este combustible.

Según el ingeniero Jaime Augusto Torres Novoa, especialista en diversidad energética del ICP, al disminuir estos dos componentes se baja la formación en el ambiente de material particulado y contaminantes peligrosos, dañinos para la salud.

Igualmente, este reciente hallazgo favorece la combustión en los automotores, porque el Cetano tiene mejores propiedades de ignición que el diésel, mejorando las propiedades de combustión en el motor.

“Esto indica que los motores de los vehículos funcionarían perfectamente y, en la medida en que más se adicione BioCetano, se tendría un mejor desempeño de estas unidades en los carros”, dice Torres.

También, los propietarios se van a beneficiar desde el punto de vista de costos, porque cuando tienen una mejor operación de sus autos, el valor del mantenimiento de estas máquinas se reducirá.

La meta con este descubrimiento es que a futuro llegue a reemplazar el biodiésel, que se mezcla actualmente con el acpm, pero para ello se tiene que dar un proceso donde haya una reglamentación que estipule calidad y precio, con lo cual el Gobierno entraría a validar su utilización dentro del Programa Nacional de Biocombustibles.

Una vez que se dé este proceso y exista la disponibilidad de materia prima para desarrollar este biocombustible, se entraría en la fase comercial, en la cual se observaría cómo se incorporaría este nuevo artículo al mercado. Esto sucedería dentro de unos dos años.

Alternativa energética

Además de las ventajas expuestas, el BioCetano es una alternativa para sustituir parcialmente el uso de diésel en los autos, porque los biocombustibles no tienen el potencial suficiente para llegar a reemplazar el consumo total de acpm que se tiene en el país, el cual es demasiado alto, reconoce Torres.

“No obstante, entre todos los biocombustibles que se han desarrollado se puede llegar a reemplazar fácilmente un 20 por ciento de combustibles fósiles”, indica Torres.

En cuanto a la disminución en los niveles de contaminación que produce el diésel al ecosistema, considera que se deben tener presente dos factores importantes, el combustible utilizado y la tecnología del vehículo que emplea este producto.

“Con respecto a la calidad del carburante que se produce en Colombia, esta es buena y por ello el año entrante, en el mercado de Bogotá, se dispondrá de diésel de las mejores características que se tienen en el mundo”, enfatiza el experto.

Pero, si esto no se complementa con una renovación del parque automotor y de tecnologías que saquen provecho de ese mejor combustible, no se van a tener reducciones de emisiones apreciables al medio ambiente.

Cómo se obtuvo

El BioCetano fue una adaptación, porque la tecnología de producción de este biocombustible se viene trabajando desde hace más de 20 años en el mundo, pero este tipo de productos no habían tenido aceptación en el mercado, porque no había el temor de una escasez de petróleo, como sucede actualmente. Mientras que las reservas están cayendo, el consumo de crudo va en aumento, lo cual ha influido para motivar la búsqueda de nuevas alternativas energéticas, siendo los biocombustibles una solución a esta situación.

Las investigaciones de Ecopetrol sobre este insumo comenzaron en 1996, a la luz del nuevo ‘boom’ mundial de los biocombustibles y que llevó a los expertos a buscar nuevos combustibles alternativos.

Los primeros ensayos se hiceron a mediados del 2006 sin resultados favorables.

Paso a paso para la producción del nuevo biocombustible

Los investigadores del ICP lograron, luego de unos ajustes, producir lo que bautizaron como BioCetano, dado que contiene ciento por ciento de Cetano, que es el índice mediante el cual se mide la calidad del diésel.

En el 2007, las pruebas pasaron de plantas piloto a escala industrial, lo que requirió otros seis meses de trabajo para preparar los pasos del procedimiento a seguir, cuyo objetivo fundamental fue procesar aceite de palma en condiciones seguras para las personas, los equipos y el catalizador involucrados en dichas pruebas.

Después de varios ensayos, a finales de febrero del 2009, se cargó con aceite vegetal una refinería de Ecopetrol, gracias a que se desarrolló el hidrotratamiento (adición de hidrógeno), con lo cual se pudo producir en esta planta BioCetano de alta calidad y con cero azufre.

A diferencia de las plantas de biodiésel, que transforman los aceites en combustibles para el transporte mediante la adición de alcohol, el BioCetano se puede obtener en las plantas convencionales de las refinerías; lo cual significa que para la implementación de este producto no se requieren nuevas inversiones.

JOSÉ MAURICIO HIGUERA / Redactor de EL TIEMPO

Fuente: Portafolio/Colombia

Comentar esta noticia

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Noticias más leídas

To Top
Compartido