SOJA ARGENTINA

Aún con menos retenciones, la soja Argentina aportará $ 150.000 millones hasta 2019

expeller de soja argentina harina de soja

#Acsoja #Soja #Argentina #Biodiesel #Agronegocios #Agroindustria #BCR #Cordoba #Rosario #Expeller #Harinadesoja #Soybeanmeal #Aapresid  #Rural #CanalRural ##aceitedesoja

Desde 2002, la oleaginosa dejó más dólares que los que acumula el Banco Central. La soja aporta por retenciones 31 veces más que el resto de los sectores gravados con estos tributos.

La Bolsa de Cereales de Córdoba estimó que el complejo sojero argentino aportará por retenciones, en los próximos dos años, alrededor de 7.100 millones de dólares; es decir, más de 150 mil millones de pesos; aun cuando los derechos de exportación se reduzcan 12 puntos en ese lapso.

El cálculo del Departamento de Información Agroeconómica (DIA) de la entidad bursátil contempla los aportes que deja tanto el poroto de soja exportado sin procesar, como todos sus derivados: aceite, harina y biodiésel.

El poroto de soja participa con el 17 por ciento de los derechos de exportación (DEX), la harina de soja, con el 59 por ciento; y el aceite, con el 24 por ciento. Desde este año, el biodiésel tiene retenciones fijas del 8 por ciento.

Evolución

Como respuesta a las críticas que recibió la medida del Gobierno de reducir 0,5 puntos por mes los DEX a la soja, la Bolsa recordó que “los cambios en la política agropecuaria emprendidos a fines de 2015 no tuvieron por objetivo fijar un esquema de ventajas hacia la agroindustria en contraposición con otras actividades económicas, sino aminorar la detracción de recursos que ha sufrido la actividad de manera extraordinaria a partir del año 2002”.

En ese sentido, citó un par de números contundentes: en 14 años, todo el complejo agroalimenticio aportó en concepto de retenciones 86.450 millones de dólares, cuando el resto de los sectores económicos también gravados con estos tributos dejó 33.070 millones.

Si se tienen en cuenta solamente las exportaciones vinculadas a la soja, el aporte fiscal directo fue de 64.000 millones de dólares; el 54 por ciento del total recaudado por DEX y 16 por ciento más que los 55.055 millones de dólares de reservas que hoy en día tiene el Banco Central.

Ahora, con el nuevo esquema de alícuotas, el complejo sojero continuaría aportando una gran cantidad de recursos: 4.000 millones de dólares en 2018 y 3.100 millones en 2019. En pesos, 81.700 millones y 72.800 millones, respectivamente.

“Es importante resaltar que el aporte por derechos a exportación de sectores no vinculados a la cadena agroindustrial pasó de mil millones de dólares en 2015 a 127 millones en 2017, sin observarse el mismo tenor de los reclamos que sufrió el sector en las últimas semanas. En 2018, el complejo sojero tributará 31 veces más que todas las actividades de la economía gravadas con derechos de exportación”, resumió la Bolsa cordobesa.

Costo fiscal

En este contexto, la entidad estimó que la reducción en los DEX para el complejo sojero (excluyendo biodiesel) representa una resignación de recursos por parte del Estado Nacional de 9.400 millones para 2018, equivalente a 450 millones de dólares. Para 2019, el monto aumentaría por las alícuotas más bajas y ascendería a 1.400 millones de dólares.

Del otro lado del balance, la fijación de una nueva alícuota de retenciones para el biodiésel permitirá sumar 112 millones de recaudación, reduciendo la resignación directa de recursos fiscales por los cambios en las alícuotas de los otros productos del complejo.

Es decir que, en concreto, el impacto directo en las arcas del Estado sería de 339 millones de dólares (7.064 millones de pesos) para 2018 y 1.291 millones (30.724 millones) para 2019.

Sin embargo, este costo directo se diluye cuando se tiene en cuenta que, al disminuirse las retenciones, es esperable un aumento de los precios de los productos del complejo sojero en la plaza local, que se traducirá en un incremento de la base imponible sobre la cual se tributan diversos gravámenes nacionales, provinciales y municipales tales como impuesto a las ganancias, débitos y créditos bancarios, IVA, ingresos brutos, entre otros.

“Considerando estos efectos, el Estado recaudaría 835 millones de dólares adicionales en 2018 y 2019; conduciendo a que el costo fiscal ‘real’ de la medida oscile en los 795 millones de dólares para ambos años”, indicó la Bolsa.

Además, aclaró que esta proyección no contempla una probable extensión del área agrícola que podría darse con una mayor rentabilidad para el cultivo en zonas alejadas del puerto, así como las probables mayores inversiones y gastos en bienes de capital, maquinaria agrícola, fertilizantes y otros insumos, en que incurrirán los productores agropecuarios al contar con más dinero en el bolsillo.

En ese sentido, la Bolsa de Comercio de Rosario estimó que la disminución de retenciones no sólo que no implicará una pérdida de recursos para el Estado, sino que la recaudación aumentará.

Fuente: La Voz

Comentar esta noticia

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Noticias más leídas

To Top
Compartido