biocombustibles

Biodiesel "for export"

biodiesel-for-export-biofueAnte una demanda creciente, para el 2015 se invertirán en la Argentina 1.800 millones de dólares.

LONDRES. BLOOMBERG

En la Argentina, el mayor exportador de aceite de soja y de girasol del mundo, las inversiones en la producción de biodiésel alcanzarán los 1.800 millones de dólares para el 2015, para responder a la creciente demanda del país y mundial.

La proyección se dio a conocer en el Seminario “Biocombustibles: Oportunidad de negocios en Argentina”, realizado recientemente en Londres.

Todos los pronósticos indican que para el 2010 el biocombustible representaría el 5% del combustible vendido en Argentina y la idea es triplicar la producción, llevándola a 2,1 millones de toneladas métricas al año, dijo Miguel Almada, director del Programa Nacional de Biocombustibles de Argentina.

Para 2015, trepará a 2,7 millones de toneladas, agregó.

La Dirección Europea de Biodiésel declaró que la producción de la UE, el mayor productor mundial, fue de 5 millones en 2006.

Almada dijo que varias empresas, incluyendo algunas como Cargill y Louis Dreyfus, invertirán un total de US$ 1.500 millones de dólares en plantas para fabricar biodiésel para exportación en Argentina, mientras que el resto de la inversión prevista se destinará a satisfacer la demanda local.

“La gran demanda de biocombustibles da a Argentina la oportunidad de convertirse en un actor importante en este sector”, dijo Almada.

La UE quiere que los biocombustibles representen un 10% del combustible usado para transporte en 2020, comparado con el 1% que representan hoy. Y el presidente George Bush quiere aumentar el consumo de etanol, quintuplicando el uso de combustibles renovables para 2017.

Argentina produce más de 7 millones de toneladas de aceite de soja por año, y exporta el 90%, comentó Héctor Huergo, presidente de la Asociación Argentina de Biocombustibles e Hidrógeno.

Para el 2017, incrementará su capacidad al menos en un 43% con 10 millones de toneladas, aumentando la oferta de materia prima para biocombustible, dijo.

“Argentina es el mayor exportador del mundo de aceite vegetal y tiene capacidad ociosa, el costo de producción de soja más bajo del mundo y la más alta capacidad de molienda”, afirmó Huergo.

Baar, Glencore, la principal comercializadora de commodities en el mundo, y Bunge, la mayor procesadora de oleaginosas, operan plantas de biodiésel con socios locales en Argentina. Y Louis Dreyfus tiene pensado invertir en el sector, agregó Huergo.

Por su parte, Almada dijo que los costos de producción de biodiésel son “un poco menos de 60 ctvos/litro” en Argentina. Y que buena parte de la producción derivará del aceite de soja.

Fuente: Clarín

Comentar esta noticia

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Noticias más leídas

To Top
Compartido