cammesa

El Gobierno Argentino quiere comprar biodiesel barato para pasar el invierno

biodiesel-barato-argentinaAunque destacan la oportunidad de colocar producción que hoy no tiene mercado, las compañías pretenden un mejor precio. Pedirán prorrogar el cierre de propuestas.

El gobierno nacional lanzó a través de Cammesa la convocatoria para que fábricas de biodiesel abastezcan a las centrales de generación eléctrica del Mercado Eléctrico Mayorista para pasar el invierno. Las compañías, que tienen tiempo de hacer sus propuestas hasta el próximo martes, pedirán una prórroga mientras evalúan la situación. Estrictamente, lo que las tira para atrás es un precio de venta que consideran poco rentable. Según la convocatoria publicada, Cammesa abonará el mismo precio que cobran las empresas grandes integradas (que tienen desde el acopio de soja hasta la producción del biocombustible), por el biodiesel que entregan a las petroleras. Se trata del valor más bajo dentro de la segmentación establecida por la Secretaría de Energía, que premia a las empresas más pequeñas. El último valor publicado por el organismo que comanda Mariana Matranga corresponde al mes de marzo, y alcanza los $ 5372 por tonelada.

Con el mercado de exportación absolutamente deprimido por trabas comerciales impuestas por Europa y bajos precios derivados de la caída internacional del petróleo, las grandes fabricantes radicadas en el país deberían poder encontrar en el mercado local, y en la convocatoria de Cammesa, una vía de supervivencia para un año que se descuenta complicado. Pero no ven el negocio. De hecho, una fuente empresaria reconocía ayer que “alguna oferta va a haber”.

Según pudo saber El Cronista, el volumen de biodiesel que estaría dispuesto a comprar Cammesa es de hasta 70.000 toneladas sobre una producción cercana a las 2,5 millones totales en 2014, aunque ya se prevé una drástica caída de la elaboración en 2015. Las empresas tienen la alternativa de vender porotos de soja o aceite si el precio del biodiesel no cierra. Ayer, las fuentes consultadas no podían confirmar que las ofertas de las compañías cubrieran el cupo solicitado por Cammesa.

De esta forma, la promesa lanzada el año pasado por la presidenta Cristina Fernández a las empresas como compensación por las trabas comerciales de Europa, que dio su primer paso firme con la reciente convocatoria publicada por Cammesa, no será el alivio que las compañías esperaban, aunque podría permitirle al Gobierno hacerse de algo de combustible a un precio más económico.

Con un leve repunte, el valor del diesel importado ronda los u$s 610 por tonelada, a lo que hay que sumar el 41% de impuestos, lo que tuerce la balanza, ahora, hacia el biodiesel local. Los fabricantes esperan, entonces, que haya una mejor oferta de precio para lanzarse a abastecer al mercado mayorista.

El titular de la Cámara Argentina de Biocombustibles (Carbio), Luis Zubizarreta, prefirió ver el vaso medio lleno y consideró que la convocatoria “es una buena noticia para el sector” y “un paso en la dirección correcta”.

Por su parte, Carbio alertó ayer sobre la preocupante caída de las exportaciones y propuso ampliar el corte obligatorio para combustibles y generación eléctrica de 10% a 20%.

por JULIETA CAMANDONE

Fuente: Cronista

Comentar esta noticia

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Noticias más leídas

To Top
Compartido