General

Consorcio Macro Bio Crude se suma a carrera mundial por biocombustibles de algas

Una nueva investigación para convertir algas marinas en biocombustible líquido tiene como objetivo superar dos barreras principales para que estas plantas sean una importante fuente de energía renovable.

La Universidad de Greenwich es un participante clave de un consorcio de 12 universidades y empresas del Reino Unido que procuran desarrollar procesos de fabricación que puedan eliminar el alto contenido de agua y preservar las algas marinas para ser utilizadas durante todo el año.

El ensilaje, un método utilizado tradicionalmente por agricultores para convertir la hierba en heno y así alimentar a los animales en invierno, puede detener la descomposición de algas. La investigación, respaldada por un subsidio de GBP 1,6 millones del Consejo de Investigación de Ingeniería y Ciencias Físicas, también explorará la conversión de algas húmedas en gas, que a su vez pueda ser convertido en combustible líquido.

En este momento, hay una carrera mundial para desarrollar tecnologías viables para la producción de energía ecológica a partir de las algas. Se sabe que las macroalgas convierten la luz solar en energía química de manera tres veces más eficiente que las plantas terrestres.

Los biocombustibles actuales pueden no ser sostenibles”, explica el Dr. John Milledge, investigador en Greenwich y experto en la comercialización de algas. “Los combustibles de primera generación, como el bioetanol elaborado a partir de la caña de azúcar y el maíz, o el biodiésel de la colza y aceite de palma, compiten directamente con los alimentos para las tierras cultivables y el agua. Tienen un efecto adverso en los precios de los alimentos y suministros.”

“Las algas de agua salada, por tanto, constituyen una propuesta muy atractiva como biocombustible alternativo si logramos superar los desafíos”, agregó.

El Dr. Milledge trabaja en estrecha colaboración con la coordinadora del grupo, Pat Harvey, profesora en la Universidad Greenwich, quien es la responsable de investigar si las costas del Reino Unido pueden sostener la producción de biocombustibles a gran escala. El consorcio está liderado por la Universi Bioenergíadad de Durham y se desarrolla sobre una serie de proyectos de colaboración anteriores de la universidad, que incluyen sus departamentos de Química, Biología, Ciencias de la Tierra y la Escuela de Negocios de Durham.

El consorcio, conocido como MacroBioCrude, recibió fondos EPSRC para establecer una tubería de abastecimiento y procesamiento integrado para la fabricación sostenible de los combustibles de hidrocarburos líquidos a partir de algas.

MacroBioCrude reúne a investigadores de seis universidades: Greenwich, Durham, Aberystwyth, Swansea, Harper Adams y Las Tierras Altas e Islas, como así también a los socios del sector: Johnson Matthey Catalysts, Johnson Matthey Davy Technologies, Silage Solutions Ltd., Shell y el Centro para la Innovación de Procesos (CPI).

La profesora Pat Harvey, directora de Investigación en Bioenergía, está a cargo del desarrollo de una cadena de valor integrada y sostenible construida sobre macroalgas. Bajo su liderazgo, el equipo de Greenwich examinará la viabilidad energética de una serie de escenarios de producción de biocombustibles de macroalgas. También identificará los parámetros más críticos que afectan la producción neta de energía, a fin de desarrollar propuestas para un proceso a gran escala sostenible optimizado para la producción de combustibles líquidos de algas. El equipo de la Escuela de Negocios de la Universidad de Durham se centrará en los parámetros socioeconómicos equivalentes.

El Dr. Milledge explica la importancia que tiene en la investigación el ‘rendimiento energético de la inversión en energía’, o EROI: “EROI es la relación entre la energía producida en comparación con la cantidad de energía invertida en su producto, y esta ganancia neta de energía es fundamental para cualquier evaluación de biocombustibles. Una proporción de menos de uno indica que se utiliza más energía de la producida. Nuestro objetivo es alcanzar un EROI mayor a uno.”

Fuente: FIS

 

Comentar esta noticia

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Noticias más leídas

To Top
Compartido