enegias verdes

Avalancha judicial contra España por las energías renovables

biodiesel-renovables-2014Denuncias ante la Corte Internacional de Arbitraje del Banco Mundial.

Fondos de inversión internacionales demandan al Gobierno por la reforma eléctrica.

Reclaman más de 1.000 millones por el recorte en las primas de las ‘energías verdes’

Vista panorámica de la planta termosolar de Abengoa en Sanlúcar la Mayor (Sevilla). EL MUNDO

Avalancha judicial contra el Estado. Varios fondos de inversión internacionales con intereses en el negocio de las energías renovables han interpuesto en los últimos meses seis denuncias ante la Corte Internacional del Arbitraje del Banco Mundial (Ciadi) por el recorte sufrido en sus retribuciones reguladas tras la aprobación de la reforma eléctrica. El monto total de las reclamaciones supera los 1.000 millones de euros, según las estimaciones realizadas por la Abogacía General del Estado.

Los demandantes argumentan una fuerte reducción de la rentabilidad comprometida en el momento de realizar su inversión. El Gobierno ha aplicado recientemente un recorte de 1.700 millones sobre las primas que reciben las energías verdes en un intento de reducir sus costes y equilibrar las cuentas del sistema eléctrico.

De hecho, fuentes próximas al Gobierno señalan que la cantidad demandada por los fondos de inversión no afecta «al fondo» de la reforma eléctrica, añadiendo que los recortes eran «inevitables» para eliminar un déficit anual de 10.500 millones y evitar la «quiebra» del actual modelo.

Los abogados del Estado argumentarán en su defensa que el recorte no es «discriminatorio» con los inversores internacionales sino que va en línea con el sufrido por los inversores nacionales en renovables u otros agentes del sector como las grandes eléctricas en la retribución regulada por distribuir la luz a través de sus redes. «No es como el caso de Repsol en Argentina. Aquí no hay intención de dañar a los no residentes», explicó en un reciente encuentro con medios el secretario de Estado de Energía, Alberto Nadal.

Los servicios jurídicos han intentado blindar los últimos cambios regulatorios ligando el nuevo modelo de ayuda a estos activos a la «rentabilidad razonable» que establece la jurisprudencia del Supremo, y que Industria ha cifrado en el 7,5%. Entre los demandantes predominan fondos de inversión en infraestructuras ligados a grandes bancos internacionales, como Deutsche Bank o BNP. También ha demandando al Estado español el fondo Masdar Solar, vinculado al emirato de Abu Dabi.

Además de las reclamaciones ante el Ciadi, otros inversores formalizaron en 2013 denuncias en otros organismos como el Instituto de Arbitraje de la Cámara de Estocolmo. Las reclamaciones a nivel internacional se van a sumar a la lluvia de pleitos que interpondrán los productores de energía renovable a nivel local. La defensa del Estado será ejercida por la propia Abogacía General, tras rescindir Industria su vinculación con bufetes externos para ahorrar costes.

Reducción de la factura

Industria considera que la batería de cambios regulatorios aprobados en los dos últimos años dará ahora paso a un periodo de «estabilidad» y «calma» en el sector, según fuentes internas. El Ministerio de José ManuelSoria tiene aún por delante el desarrollo reglamentario de varias normas que permitirán la parada temporal de algunas centrales de generación eléctrica con gas -en un contexto de enorme sobrecapacidad- o el autoconsumo de electricidad. Yla Secretaría de Estado de Energía trabaja en ajustes en el mercado mayorista de electricidad que permitan ahorros en el mecanismo de restricciones técnicas, donde se casa la energía de forma inmediata ante imprevistos en la oferta o demanda.

El Gobierno, además, presume de que el nuevo sistema de tarifas eléctricas -que elimina las subastas de la luz previas para ligar el precio al del mercado mayorista- está suponiendo ya importantes abaratamientos de la factura para el consumidor. El precio medio del megavatio hora ha rondado los 33 euros en el primer semestre, frente a los 49,95 euros del mismo periodo del año que establecieron las antiguas subastas Cesur. Pero el consumidor aún no ha sentido esta rebaja ya que en los primeros seis meses ha pagado el mwh a 48,48 euros. Por ello, las eléctricas deberán realizar en los recibos de julio o agosto una refacturación de lo cobrado de más sobre el precio marcado por el mercado. La cuantía de la devolución para el consumidor medio rondará los 30 euros por el total del semestre.

VÍCTOR MARTÍNEZ Madrid

Fuente: El Mundo/España

Comentar esta noticia

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Noticias más leídas

To Top
Compartido