residuos carnicos

Los residuos cárnicos se podrán reciclar en energía

biodiesel-residuosUn proyecto europeo quiere desarrollar una máquina que transforme los residuos de la industria cárnica en una fuente de energía y en productos químicos de alto valor añadido EFE | ALICANTE 14 julio 2014.

Un equipo de investigadores de la Universidad de Alicante (UA) ha asumido la dirección técnica de un proyecto europeo dirigido a transformar lo que puede hacerse con los residuos de la industria de la carne. Su objetivo es desarrollar tecnologías que permitan transformarlos en fuentes de energía, y en productos químicos de valor añadido, lo que supondría un tratamiento alternativo a su incineración o vertido en los vertederos.

En la Unión Europea se generan más de veinte millones de toneladas de desechos cárnicos cada año, según las estimaciones. Una realidad que entraña un problema medioambiental complejo, ya que apenas hay procesos para su reutilización que no afecten de forma negativa al entorno.

«Si somos capaces de desarrollar y aplicar con eficacia esta tecnología a los residuos cárnicos, será fácilmente aprovechable para otras clases de desechos» España –a través de la UA y el Instituto Tecnológico del Calzado y Conexas (Inescop)–, Italia y Dinamarca participan en Pilot ABP “Plantas piloto para industrias ecológicas de procesado de subproductos animales”. Este proyecto pretende construir prototipos de reactores capaces de obtener energía y productos de valor añadido a partir de estos residuos.

Antonio Marcilla Gomis, responsable del diseño de uno de los prototipos, ha explicado que los objetivos que se han fijado son la obtención de aceites, biodiesel, colágeno y proteínas, mediante un sistema inocuo para el medio ambiente.

«La idea es proponer una alternativa al tratamiento de los residuos de los mataderos» para evitar su incineración o vertido en los vertederos, ha explicado el investigador. La producción de biodiesel a partir de aceites de origen animal, por ejemplo, puede servir para la sustitución parcial del uso de combustibles fósiles y la disminución de las emisiones contaminantes.

La novedad del proyecto estriba en desarrollar un proceso de pirólisis (tratamiento térmico) continuo, a temperatura moderada y elevada presión, de modo que no se evapore el agua que contiene el residuo. Esto permite un ahorro muy importante de calor en el proceso, ha señalado Marcilla Gomis. Se trataría de fabricar una especie de olla (reactor) a presión en la que se pueda estar continuamente introduciendo la materia prima –en este caso, los residuos cárnicos– y, al mismo tiempo, extrayendo el producto resultante.

Esta técnica, cuya viabilidad se ha demostrado en los estudios realizados por el departamento que dirige este científico, posibilita lograr productos derivados de esos residuos menos degradados al no haber estado expuestos a temperaturas elevadas.

En líneas generales, los procesos de pirólisis continuos son más económicos y eficientes, ha asegurado Marcilla Gomis, quien ha subrayado que no existe en la actualidad ningún dispositivo como el que van a diseñar gracias a este proyecto. Según las previsiones, el prototipo estará operativo en el plazo de dieciocho meses.

«Si somos capaces de desarrollar y aplicar con eficacia esta tecnología a los residuos cárnicos, será fácilmente aprovechable para otras clases de desechos, como los sólidos urbanos, los lignocelulósicos y los plásticos, entre otros», ha avanzado.

FUENTE: LA RIOJA

Comentar esta noticia

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Noticias más leídas

To Top
Compartido