biocombustibles

Vicentín, empresa familiar que apuesta a integrarse en la cadena de valor oleaginosa

Sus principales activos consisten en la planta de crushing ubicada en Ricardone, con capacidad para 5.350 toneladas/día, que se conecta directamente con la terminal en San Lorenzo, vía un oleoducto de cuatro kilómetros y medio, donde se encuentra una segunda  planta de molienda de 6.000 t/día de capacidad.

Creada en 1929 en el norte de la provincia de Santa Fe, más precisamente en Avellaneda, Vicentín es una de las compañías nacionales que compiten palo y palo con las grandes multinacionales en el negocio oleaginoso.

En 2012, la compañía exportó 2,47 millones de toneladas de pellets, lo cual le permitió una participación de mercado de casi el 10%, solo por detrás de Cargill, Bunge, AGD y Dreyfus, aunque la diferencia con este último no rondó al punto porcentual.

En el caso de los aceites, Vicentín exportó 350.000 toneladas en ese año, con una participación del 7%, por detrás de Cargill, AGD, Bunge, Nidera y Noble.Se trata de una empresa de perfil familiar, donde el directorio está constituido por miembros de la misma, como Hernán, Rubén y Oscar Vicentín, más representantes de las familias Padoán y Nardelli.

Sus principales activos consisten en la planta de crushing ubicada en Ricardone (al norte de Rosario), con capacidad para 5.350 toneladas/día, que se conecta directamente con la terminal en San Lorenzo, vía un oleoducto de cuatro kilómetros y medio, donde se encuentra una segunda  planta de molienda de 6.000 t/día de capacidad.

Otras unidades de negocio tienen que ver con la cadena del algodón, donde cuentan con las plantas desmotadoras de su controlada Algodonera Avellaneda S. A. y una hilandería situada en el parque industrial de la ciudad de Reconquista (pegada a Avellaneda).

Siguiendo con la cadena oleaginosa, en Avellaneda, la firma posee una planta de refinado de aceite y envasado, con el fin de proveer directamente al consumo masivo.Allí, también posee una planta de elaboración de biodiésel, con capacidad para 50.000 toneladas/año.

En esta línea, en 2006, junto a Oleaginosas Moreno del grupo Glencore formaron Renova, una compañía destinada a fabricar biodiésel, pero en mayor escala, en la localidad de San Lorenzo, donde se encuentra su polo oleaginoso.

Posteriormente, con el ingreso de Molinos Río de la Plata a la sociedad encararon la construcción de un megacomplejo oleaginoso en la localidad de Timbúes, que le permitió duplicar la capacidad de producción de biodiésel, a partir de una capacidad diaria de molienda de 20.000 toneladas.

Al mismo tiempo y en Avellaneda, Vicentín apostó a la producción de bioetanol a partir de cereales, fundamentalmente sorgo (de alta disponibilidad zonal) y maíz, con una capacidad anual de 50.000 metros cúbicos.INFOCAMPO.

No hay accesibles datos actuales sobre la facturación de la compañía. Como referencia se puede mencionar que en el ejercicio 2009 sus ventas habían trepado a $5.500 millones.

El dato actual es el encaje que la firma tiene en el sistema bancario y que según los datos del BCRA trepaba a $1.291 millones al mes de octubre. Toda la deuda se encontraba en óptima situación de cumplimiento, con el Banco Nación como principal acreedor con el 50% de la masa crediticia, seguido por el Provincia de Buenos Aires con el 9% y el Nuevo Santa Fe con idéntica participación

Comentar esta noticia

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Noticias más leídas

To Top
Compartido