biodiesel

EL GOBIERNO DE ARGENTINA MODIFICO EL PRECIO DEL BIODIESEL PARA EL CONSUMO INTERNO

El gobierno nacional modificó nuevamente el precio del biodiesel para consumo interno y segmentó el mercado en tres categorías de empresas proveedoras: grandes, medianas y pequeñas. Desde ahora se fijarán periódicamente tres cotizaciones, la más baja para las firmas de mayor envergadura y las más altas para las unidades más chicas.

La Secretaría de Energía de la Nación publicó los nuevos valores a los cuales las productores de biodiesel en base a aceite vegetal deben vender su producción a las petroleras para cumplir con el corte obligatorio del combustible fósil.

Las firmas que producen anualmente hasta 20 mil toneladas lo colocarán a 5.333,29 pesos por tonelada; las que tienen una capacidad de producción de entre 20 mil y 100 mil toneladas lo harán a 5.182,53 pesos a, y las empresas que elaboren más de 100 mil toneladas, tendrán un precio de 4.565,34 pesos.

Las nuevas cotizaciones se aplican en forma retroactiva desde la segunda quincena de noviembre. Hasta ese momento, había un solo precio de referencia, de 4.661 pesos por tonelada.

El nuevo sistema significa una baja de precio para las empresas más grandes y una suba para las pequeñas y medianas. El argumento es que la mayoría de las empresas de mayor capacidad están “integradas” a los grupos cerealeros que elaboran aceite de soja, la materia prima del biodiesel, lo que les otorga una ventaja competitiva importante. Además, operan por escala con costos más bajos y son exportadoras.

“Esta medida equilibra a todos los actores del negocio del biodiesel, relanza el mercado y estimula la productividad de las pymes”, señaló Federico Pucciariello, titular de la Rosario Bio Energy y síndico de la Cámara de Empresas Pymes de Energía y Biocombustible (Cepeb). La entidad, que representa a una veintena de productoras de biodiesel que no producen aceite y venden el combustible exclusivamente al mercado interno, fue la primera en advertir sobre el efecto letal para ese segmento que tuvo la primera modificación que se realizó en agosto pasado.

Ese mes, el viceministro de Economía, Axel Kicillof, anunció el aumento de las retenciones al biodiesel al 24 por ciento y la baja del precio de abastecimiento al mercado interno, de 5.195,79 pesos por tonelada a 4.4405,3 pesos por tonelada.

Un mes después, los ministerios de Economía y Planificación y la Secretaría de Comercio Interior, corrigieron el sistema. Se redujeron las retenciones al 19 por ciento y se elevó el precio interno a 4.661 pesos, con la promesa de una revisión periódica por parte de una comisión interministerial.

Los cambios no alcanzaron para neutralizar los efectos negativos sobre las empresas más pequeñas del sector, todas nacidas y criadas en el marco del régimen de promoción de los biocombustibles creado por el ex presidente Néstor Kirchner.

Los referentes de esta industria asociada estrechamente a este modelo económico negociaron durante tres meses con funcionarios de Energía y Planificación.

En el medio, le hicieron llegar una carta a la propia presidenta Cristina Fernández de Kirchner, que fue decisiva para encontrar una solución definitiva a la crisis.

Con el desdoblamiento de precios, Pucciariello considera que se llega a un esquema de mercado, “mejor que el que estaba incluso antes de la resolución de agosto”. Celebró sobre todo el tratamiento diferenciado de las productoras, que estima no significará un incremento en los costos de las petroleras ya que compensarán el mayor precio pagado a las proveedoras de menor volumen, con el abaratamiento del mayor volumen que entregarán las grandes firmas.LA CAPITAL.

Comentar esta noticia

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Noticias más leídas

To Top
Compartido