BIODIESEL ESPAÑA

El gobierno de Rajoy deja de comprar biodiésel argentino

Es la primera respuesta a la toma de YPF; crítica en el Parlamento Europeo.Por Diego Cabot. 

MADRID.- Los funcionarios españoles querían pasar de los dichos a los hechos en cuanto al apoyo a la petrolera Repsol en su disputa con el gobierno argentino por la expropiación del 51% de las acciones de YPF. Y ayer lo hicieron.

Entrada la tarde en Madrid, la vicepresidente del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, anunció que se tomarán medidas para dejar de comprar biodiésel a la Argentina como una represalia a lo que ellos consideran una acción fuera de la ley. “El ministro de Industria [José Manuel Soria] ha pedido al Consejo que el Parlamento respalde la nueva orden sobre biodiésel”, dijo la vicepresidenta ayer en el Palacio de la Moncloa. La orden se firmó ayer y se publica hoy en el Boletín Oficial del Estado español. La vigencia es a partir de la publicación de la norma.

El biodiésel, un combustible cuya materia prima es el poroto de soja, es una de las principales exportaciones de la Argentina a España.

El año pasado, las ventas de biodiésel a este país tuvieron un valor de 750 millones de euros. En total, España compró 719.473 toneladas de este biocombustible a la Argentina, casi la mitad de las 1,6 millones de toneladas consumidas.

En realidad, más allá de ser presentado contra una medida con la que se quiere contestar a la Argentina, la norma establece la prioridad que deberá tener el Estado de comprar ese insumo a fabricantes de países miembros de la Comunidad Europea y que, indirectamente, impacta en la Argentina.

Pero eso no fue todo. La vicepresidenta, que también aprovechó la tarde con la prensa para informar sobre reformas en los sistemas de sanidad y de educación para ahorrar costos, dijo que agradecía el inmenso apoyo internacional que tuvo el gobierno español y, claro está, la propia Repsol y dijo que insistirán en cuanto foro internacional haya para que a Repsol le sean reconocidos los derechos afectados por la expropiación.

En Europa

Luego sí llegó el turno de los acciones que España está intentando imponer en el Parlamento Europeo.

Básicamente, son dos. Por un lado, una declaración en la que los eurodiputados condenaron ayer las acciones del gobierno argentino que terminaron con la expropiación de YPF y propusieron suspender ventajas arancelarias al país. Por otro, la vicepresidenta comentó que España propone que haya sanciones de la Comunidad Económica directas y concretas a la Argentina. De la reunión de ayer en Bruselas surgió la suspensión de una de las reuniones que se mantienen a nivel diplomático en la negociación Unión Europea-Mercosur. Si bien el acuerdo hace años que está congelado, aún se mantienen reuniones periódicas para tratar de llegar a un tratado entre los dos bloques. Pues, ahora, esas tibias reuniones quedarán anuladas.

Y el otro pedido de España tiene que ver con adelantar el plazo de vencimiento de los aranceles preferidos, un régimen del que la Argentina se beneficia al igual que otros tantos países. Este esquema especial regirá hasta 2014, pero la intención de España es adelantar ese vencimiento.

“España seguirá buscando medidas y acciones de naturaleza diplomática en todos los foros”, dijo Sáenz de Santamaría que agradeció el apoyo internacional.

Luego se le preguntó si no creía que este accionar del gobierno argentino no estaba motivado en la debilidad económica que exhibe España. “La Argentina tiene 49 litigios en el Ciadi [Tribunal Arbitral del Banco Mundial] y 29 que están pendientes. Allí hay países como Francia, Italia o Alemania que tienen empresas reclamando. Los incumplimientos de la Argentina son bastante generalizados en relación con países de muy diferente condición. Vamos a seguir luchando porque este Ejecutivo tiene la obligación de proteger los intereses de los españoles y de los pequeños ahorristas”, finalizó.

El Consejo de Ministros, que se reúne todos los viernes y posteriormente da una conferencia de prensa, ayer empezó unas horas después de lo habitual. Se especulaba entonces que finalmente se tomasen medidas concretas sobre el accionar argentino.

Pero la tardanza habrá tenido otro motivo. Luego de que la vicepresidencia repasó los términos del consejo, la sensación que quedó en el lugar fue de gusto a poco. Según sus palabras. Habrá más. Pero a decir de la vicepresidenta de España, “estas cosas no se anuncian, se hacen”…

FUENTE: DIARIO LA NACION

Comentar esta noticia

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Noticias más leídas

To Top
Compartido