etanol

PRODUCCION DE ETANOL EN LA PROVINCIA DE SALTA

En Salta, una oportunidad para el etanol.Con una inversión de 40 millones de dólares apuntan a la transformación del maíz, que crece en la región.Por Mercedes Manfroni.

La comercialización del maíz no es tarea fácil en la Argentina a partir de los cupos de exportación y los descuentos en el precio que perciben los productores. Pero en el Noroeste (NOA) tiene limitaciones adicionales, como el elevado costo del flete a los puertos o las trabas que tiene la ganadería (uno de los eslabones de la cadena de valor del maíz) para expandirse. Por ejemplo, en Salta no se consiguen habilitaciones de tierras y casi no hay frigoríficos que comercialicen la carne vacuna.

Sin embargo, dado que no hay marcha atrás al desembarco del maíz en el NOA, cuatro empresas decidieron que una buena alternativa para la comercialización y el agregado de valor del cereal es el etanol. La iniciativa ya tiene nombre: Indagro SA. Sus socios son Anta del Dorado, Las Lajitas SA, Combustibles del Norte y Omar Monaldi. Entre los cuatro planean hacer una inversión que rondaría los 40 millones de dólares para instalar una fábrica en el parque industrial que se está desarrollando en el departamento de Anta, Salta. Así lo anticipó Lucas Elizalde, de la empresa Anta del Dorado. De concretarse el proyecto, la planta procesaría el 40% de la producción anual de maíz que hoy tiene Salta, es decir, unas 250.000 toneladas. Además, estiman que generará cerca de 80 empleos directos.

El proyecto está avanzado, aunque Elizalde aclaró que se encuentra sujeto a la aprobación del cupo de 80.000 toneladas de etanol anuales que solicitaron al Ministerio de Planificación y Obras Públicas.

La alternativa

El etanol fue la alternativa que Elizalde y sus socios encontraron para darle algún uso al maíz que se produce en Salta. Su comercialización está limitada por varios motivos. En primer lugar, por el cupo de exportación y el costo del flete al puerto más cercano, el de Rosario. Son unos 280 pesos que representan más del 40% del precio percibido por el productor en la venta del maíz.

Elizalde aclaró: “De todos modos, el maíz lo sembramos sin mirar mucho el margen”. La razón: el cuidado del suelo. Según dijo Ignacio Cruz, socio en Salta de la consultora El Renuevo, un planteo agrícola sustentable en esa provincia sería aquel que incluyera una rotación del 35% con maíz. Esa meta todavía es lejana. En promedio los salteños llegan al 14 por ciento.

El avance de la ganadería en el NOA podría haber sido una solución al problema de la comercialización y una forma de agregar valor en origen. Sin embargo, si bien la actividad creció mucho en los últimos años, en Salta, todavía tiene grandes trabas.

“Es paradójico, en el NOA tenemos un déficit de abastecimiento de carne vacuna del 70%, pero los terneros que producimos los exportamos a otras regiones del país para ser engordados. Luego compramos la carne ya faenada en otros lugares”, se quejó Elizalde.

Atribuyó esta situación a dos realidades. En la provincia de Salta todavía no hay grandes frigoríficos para ganado vacuno, al parecer el volumen de la producción ganadera todavía no les sería rentable. Pero a la vez, según contó Elizalde, la ganadería no se puede extender más porque, a raíz de la medida cautelar de la Corte Suprema en materia de desmontes, en Salta no hay más habilitaciones de tierras y eso impide la extensión de la producción agroganadera.

Consecuentemente, “la explosión ganadera se frenó”, advirtió Luis Dillon, socio de la consultora El Renuevo y miembro de Maizar.

La producción de maíz de Salta va tomando algunas costumbres de La Pampa Húmeda. Pero de a poco. “La fertilización no está incorporada como herramienta masiva, todos fertilizamos algo, pero buscándole el punto, ya que todavía no tenemos una respuesta económica a esta inversión”, señaló Elizalde.

También se prevé empezar a hacer uso de las tecnologías de la agricultura por ambientes, que se encuentra en una etapa preliminar. “Todavía no hay aplicación concreta, pero estamos realizando mapeos de rendimiento y tenemos en claro que hay que aumentar la productividad”, dijo Elizalde.

Hoy los rindes de la zona están en un promedio de 6000 a 6200 kilos. Un estudio de Maizar reveló que el potencial está en 14.000.LA NACION.

Comentar esta noticia

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Noticias más leídas

To Top
Compartido